La Historia de Ricky

Media totalista 8.33

Riki-Oh: The Story of Ricky (1991) por Lam Ngai Kai


[GÉNERO: Acción; SUBGÉNEROS: Artes marciales / Prisión / Gore de látex / Live action / Serie B de la buena / Beat’em’up / Round 1, fight!;
OPINIÓN:★★★★☆; TARGET: Cinta de culto]

Imagina el Puño de la Estrella del Norte en una prisión con toques de comedia a lo Jackie Chan, interpretada por Bruce Lee y dirigida por un joven Sam Raimi. Esto es lo que esta cinta ofrece. Diversión sin sentido de una naturaleza que no se encuentra fuera los inicios de la década de los noventa. Me lo he pasado estupéndamente, esta cinta es magnética e impredecible. 90 minutos de puro entretenimiento sin filtros.
Basada en un manga nipón homónimo, este live-action se ganó el corazón de los frikis de occidente en festivales y maratones de cine de terror hace 30 años cuando aun ninguno de nosotros sabía lo que era un live-action. Yo la he descubierto en 2020. Si la hubiera visto de joven hoy en día sería tan mítica para mí como Commando de Arnold Schwarzenegger.
Cuenta la leyenda que la cinta de Riki-Oh inspiraría no sólo los fatalities de Mortal Kombat, sino también varios personajes de esta franquicia y de la de Street Fighter II: Liu Kang y M. Bison.

El protagonista tal vez les sonará a quienes conozcan la saga IP Man, Siu-Wong Fan el actor que interpreta a Ricky tendría un papel prominente años después en IP Man.
Es muy difícil conseguir el equilibro entre comedia, acción, drama y gore que Riki-Oh muestra, la trilogía original de Evil Dead tal vez sea el referente más parecido.
Una maravilla retro.
Nota: Els subtítols catalans li dona un nou toc. D’una banda el insults a l’estil Vegeta inunden la cinta. De l’altre, els quatre generals pasen a dir-se Pau Desbudellador, Menja-Paperines, Pasqual Petant i Sr. Cordills. Vista la peli tot guanya sentit.
Trailer que desmerece la cinta.

También destacar que en esta peli aparece la mejor colleja de la historia:

la mejor colleja de la historia

En cualquier caso mejor verla sin saber nada:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *